Editorial | Revista Labtec No.3 Editorial | Revista Labtec No.3

Editorial

Editorial Revista Labtec

La propuesta de este número es problematizar la noción de cuerpo en su relación con la movilidad; es decir, un cuerpo que no es solamente el organismo humano, sino el cuerpo colectivo, el cuerpo de los vivientes, el cuerpo y el acontecimiento.

No sólo México, sino Latinoamerica, se sitúan en un momento de discutir alternativas al neoliberalismo, a las prácticas producidas por el colonialismo, así como a la necesidad de invención en las relaciones con los otros ante la violencia sistematizada, lo mismo que en las relaciones con el territorio; para ello, pensar al cuerpo es estratégico, para inventar modos otros de estar en el mundo con los otros. De esta misma manera, pensar a los cuerpos y el espacio implica pensar en la movilidad, la movilidad como migración, como rompimiento de las ataduras de clase sistematizadas y legitimadas, como danza, como mediaciones entre los vivientes, como ruptura de los aparatos que establecen las dinámicas con entre los cuerpos.

Es importante que nuestra reflexión sobre lo tecnológico como aparato, maquinaria, objeto técnico o modos de hacer, parta de las relaciones con los otros y su potencia de invención, ya que pensar a lo tecnológico como lo exclusivamente digital o desde la innovación como tarea de los expertos (sean estos los empresarios, la legislación o el Estado), nos coloca en un lugar donde las oportunidades de encuentro y la separación de las lógicas impuestas por el mercado están vedadas.

Los asesinatos de mujeres, indígenas, activistas, niñas, niños; el extractivismo, los desplazamientos forzados, la pederastia y el estupro, la pauperización de los obreros, así como una serie de efectos que establecen las relaciones entre los cuerpos y los vivientes a partir de las lógicas del poder y el ejercicio de la fuerza, determinadas a su vez por el Estado y el mercado, llaman a la conversación para la invención desde la colectividad y la alteridad, donde el lucro, la patente o el beneficio individual no sean la finalidad. Se manifiesta la necesidad de pensar juntos el cuidado y las prácticas colectivas desde la alteridad, ya que si bien los procesos de discusión pueden detonar la rabia o la indignación, los cuerpos están atravesados por violencias y marcas distintas.

Compartir